un día cualquiera



Hoy, he decidido regalarme la tarde, me he encontrado con el verano ante mis ojos y lo he abrazado. A primera hora de la mañana, para una periodista, las 9:30h, he ido al Port Vell de Barcelona a entrevistar a un joven navegante. De camino me he topado con el azul del mar, le he prometido que volvería a visitarlo cuando tuviera tiempo. Después de comer, sin nada mejor que hacer, he buscado incansable el bikini de la temporada pasada, sin fortuna, he preparado una bolsa con una toalla, las gafas de sol, un libro, un cuaderno con bolígrafo incorporado y unas monedillas de euro que llegan a casi mil de las antiguas pesetas, y me he dispuesto camino de la Barceloneta. Al llegar, una ráfaga de viento ha alejado toda la arena de una parte a otra de la playa, para ella no existen las fronteras, he buscado la localización perfecta y he tendido con la torpeza de una principiante la toalla. He mirado a mis vecinos/as y mentalmente he comparado nuestros cuerpos, con 1Giga de música me he tumbado olvidando cualquier posible preocupación. La arena continuaba su viaje a través de los huecos libres que dejaban los cuerpos humanos con ansia de pigmento y he aguantado hasta que las lágrimas amarillentas por el sol eran latigazos contra mi cuerpo. He modificado mi interacción con la ciudad, recogiendo mi pequeño espacio urbano y despidiéndome de mis vecinos/as con la mirada. Al salir de la arena, he emprendido el camino del sol que guiaba hacia el oeste y al rato he encontrado cinco músicos llamados “Barrio Candela” delante de Correos, los he escuchado, los he bailado y con su silencio he reiniciado el trayecto urbano de un día cualquiera. Un césped verde iluminado por un lorenzo, también cualquiera, a las 19:49 me ha cautivado. Por fin, he encontrado otro verano un miércoles 18 de junio. ¡Éste pienso disfrutarlo como nunca, como antes, y espero que tú también!

Comentarios

AAN ha dicho que…
Te imagino en esa toalla, escribiendo todo lo que pasaba por tu cabecita, con mil ideas e imágenes, tantas que el boli (¿un bic azul?) no podía seguirte.

Disfrutaremos del verano juntas, aunque en la distancia.

Buenos días, princesa.
joana abrines ha dicho que…
acertaste en todo, excepto en el color del bolígrafo (negro suave),jajaja.

Un abrazo amapola y disfruta del verano 2008. ¿por qué desde la distancia?
Anónimo ha dicho que…
Que sea, el mejor que puedas desear, el mejor siempre tiene que llegar.

Un beso y sort

Entradas populares